USB, originales y baratos

Las memorias usb baratas son ahora muy fáciles de encontrar. Poco tienen que ver con aquellos lápices que tenían unos pocos megas de memoria y que valían su precio en oro. No han pasado tantos años, pero hoy es posible encontrar lápices de muy alta capacidad, incluso de 1 T y por menos de 20 euros.

Esto permite llevar encima una gran cantidad de documentación que no va a ocupar más de lo que ocuparía un mechero. Teniendo en cuenta que la capacidad media de un libro electrónico es de entre 8 y 30 gigas y la gran cantidad de libros que contienen, es fácil darse cuenta de todo lo que puede entrar en cualquiera de los lápices que manejamos.

También ha cambiado mucho su aspecto. Hoy, las memorias pueden tener la imagen que cada cual quiera darles. Su aspecto exterior puede variar mucho para adaptarse a diferentes tipos de promociones, siendo regaladas por productos que hacen que la memoria tenga su forma o haga referencia a los mismos. Pueden tener forma de tarjeta de crédito e incluso pueden comprarse con forma de personajes famosos del cine como son los personajes de la saga de Star Wars.

Muchas personas apuestan por las que son más fáciles de transportar, por ejemplo, las que tienen formato de llavero o de tarjeta. Estas son también las favoritas de los regalos promocionales porque consiguen que siempre se lleven encima y que, por tanto, sean un regalo deseado y además hagan publicidad al producto de manera continuada. Aunque la memoria es muy pequeña, la carcasa puede ser de cualquier tamaño y es muy fácil de personalizar, lo que permite jugar con la imagen que se quiera o con las impresiones que se deseen.

Durante algún tiempo se pusieron de moda las memorias de muy pequeño tamaño, sin carcasa y que no tenían posibilidades de personalización, pero igual que ocurrió con los teléfonos móviles fue una moda efímera porque el consumidor pronto se dio cuenta de que, aunque podían guardar estas memorias en cualquier sitio, también eran mucho más fáciles de extraviar. Hoy, las memorias con una carcasa que les otorga un tamaño más convencional son las que tienen mayor éxito.

Algo muy pequeño pero que vale mucho, no por su valor material sino por el valor de su contenido y también por el valor que puede tener como regalo promocional para muchas empresas.

Deja un comentario